Notice: wpdb::prepare se llamó incorrectamente. La consulta no contiene el número correcto de marcadores de posición (2) para el número de argumentos facilitado (3). Por favor, visita Depuración en WordPress para más información. (Este mensaje se añadió en la versión 4.8.3.) in /home/metrohue/public_html/wp-includes/functions.php on line 4138
Principios del Cultivo Biointensivo. Método Cosecha Continua Productiva

Cultivo Biointensivo paso a paso

 

La asociación y rotación de tus cultivos en la siembra, hará que consigas una cosecha continua mucho más productiva. Te contamos cómo funciona el método.

Cuando ya tenemos elegido el espacio que dedicaremos a nuestro huerto en casa, el contenedor y el sustrato, viene la mejor parte: elegir qué sembraremos en él. Puesto que disponemos de un espacio reducido y deseamos la máxima producción.

Nos guiaremos por los principios del cultivo biointensivo

Para organizar la siembra de nuestro huerto huerto urbano.

El inglés Alan Chadwick introdujo en California en 1967 el método intensivo biodinámico francés con el que trató de responder a la siguiente cuestión:

“¿Cuál es el espacio mínimo de tierra en el cual un ser humano puede producir todo lo que necesita para satisfacer sus necesidades materiales?”

Se desarrolló entonces una forma de cultivar basada en un método de agricultura ecológica sustentable a pequeña escala enfocado en el autoconsumo y la mini-comercialización. Sin el uso de insumos externos, ni fertilizantes, el método biointensivo es casi totalmente autosustentable y aprovecha la naturaleza para producir altos rendimientos de producción en poco espacio, utilizando menos agua que la agricultura mecanizada convencional y puede ser adaptado a cualquier clima.

Como cultivar

1. Preparación del suelo: se da mucha importancia a la consecución de un sustrato completo a partir de componentes naturales y locales, nutritivo y ligero, que ofrezca múltiples ciclos de cultivo. En nuestro caso Metro Huerto ha desarrollado una fórmula de sustrato de partida compuesto principalmente por humus de lombriz que aporta nutrientes orgánicos y facilita la retención química de nutrientes, y fibra de coco, que resulta ligera, ayuda a retener la humedad y mantienen un ph óptimo para cualquier cultivo.

Plantar cultivos biointensivos con sacos de cultivo de Metro Huerto

Plantar cultivos biointensivos con sacos de cultivo de Metro Huerto

2. Uso de la composta: la presencia de microorganismos vivos en el suelo hará que tus plantas crezcan mejor. Nosotros apostamos por el humus de lombriz, tanto por la que lleva nuestro sustrato de inicio, como por la que podemos ir aportando, resultado de un sencillo sistema de producción casero.

3.  Usos de semilleros: a partir de tus cultivos, puedes cosechar semillas de polinización abierta que puedes germinar de nuevo para tus resiembras.

4. Asociación y rotación de cultivos: se combinan cultivos que combinan los principios de asociaciones beneficiosas, buscando el equilibrio entre las plantas. Por ejemplo Metro Huerto, en su esquema de ensaladas, cultiva los tomates de forma que ofrezcan media sombra a plantas de hoja como las lechugas, las arúgulas o los berros. Estas plantas también pueden combinarse con cultivos de raíz como rábanos o zanahorias que no compiten por espacio. Al disponer de 4 sacos de cultivo por esquema, tras cada ciclo de cultivo recomendamos una rotación que reequilibra los nutrientes y evita la proliferación de plagas asociadas a un tipo de cultivo específico.

Qué obtenemos del cultivo biointensivo

El resultado es una agricultura ecológica que no solo produce alimentos nutritivos y orgánicos, sino también reconstruye y mejora la fertilidad del suelo. El método se ha desarrollado para poder cultivar todos los alimentos para una dieta completa y nutritiva en el espacio más reducido posible.

A ello sumamos un sistema de cosecha continua que nos permite 2 cosechas semanales de la variedad de cultivos para hacer, por ejemplo, ensaladas, sopas o jugos de diversos tipos de hojas, frutos y raíces.

Lo bueno de los esquemas de cultivo es que admiten una rica cantidad de variaciones, lo que hace que se adapten perfectamente a tus gustos y necesidades.

El resultado es un cultivo muy productivo y diverso en poco espacio, que nos ofrece una dieta variada y equilibrada, perfecto para llevar los alimentos de tu huerto a tu mesa.

Sin duda el cultivo biointensivo es una manera de producir tus propios alimentos para ti y toda tu familia de manera sana y ecológica.